Acompaña tu Café 1820 con un Tamal Asado

Blog

Hay comidas y bebidas que la historia y las costumbres han transformado en un concepto inseparable. Y, sin lugar a dudas, un acompañante perfecto para Café 1820 es el Tamal Asado.

Esta es una tradición que se arraiga en la identidad culinaria de muchísimos costarricenses y que ha marcado nuestra cultura alrededor del mundo. Y, si hay algo que nos identifica fuera de nuestras fronteras, además del café de Costa Rica, es la variedad y el sabor de nuestra gastronomía.

Es por ello que, en este blog, queremos darle un espacio al Tamal Asado, un acompañante perfecto de Café 1820. 

Tamal Asado

Breve origen del Tamal Asado

La palabra “tamal” tiene su origen en la época precolombina. Es decir que este delicioso platillo existe en la alimentación de los habitantes de Centroamérica desde mucho antes de la llegada de los españoles. 

Asimismo, es un platillo que está ampliamente extendido a lo largo de toda la región latinoamericana y en cada país se prepara de una forma distinta.

En Costa Rica hay una muy conocida versión que tiene un sabor dulce, la cual resulta ideal para comerse como un postre cafetero. Ambos se complementan muy bien porque no contrarrestan sus sabores. Al contrario: los maximizan.

¿Cómo prepararlo?

Los costarricenses tenemos una gran variedad de tamales y las preparaciones de estos también son distintas. Es por ello que en Café 1820 quisimos darle un toque especial a la receta de Tamal Asado. 

Tomá nota y decídete a preparar el acompañante perfecto para tu café. 

Ingredientes 

Los ingredientes son sencillos de conseguir. Podés encontrarlos en cualquier mercado o tal vez ya se encuentran en tu alacena. 

Necesitás:

  • 2 tazas de harina de maíz.
  • 4 tazas de leche agria o el equivalente a un litro.
  • 1 taza y media de azúcar.
  • 2 o 3 huevos
  • Una cucharadita de ralladura de limón.
  • Media cucharada de extracto de vainilla.
  • 230 g de margarina derretida.
  • 1 taza y media de queso blanco rallado en tiras gruesas.

Preparación

  1. Licua la harina de maíz con la leche agria.
  2. Agregá los huevos en un tazón más grande y agregá el azúcar, la ralladura de limón junto a la margarina y el queso en la masa ya existente. 
  3. Asegurate de mezclar de manera envolvente. El resultado debe ser una masa homogénea.
  4. Una vez que esté lista, extendé la masa sobre un pyrex rectangular que esté engrasado en su superficie. Si no tenés este recipiente, podés usar las hojas para tamal. Además de ser tradicionales, le dan un sabor especial a los tamales. 
  5. Hornea la masa en una temperatura aproximada de 350 grados Fahrenheit durante una hora o hasta que se vean dorados.
  6. Una vez que estén listos, preparás un Café 1820 y te sentás con tu familia y seres queridos. 

Elige Café 1820

Siempre que vayas al supermercado, elegí Café 1820. También podés encontrarnos en nuestra tienda digital https://atucasa.gruponumar.com/ ¡Recibís tu café en casa!, o si quieres ordenar desde USA puedes hacerlo a través de Amazon.

 

Iniciá las mañanas con una buena taza de café, preparada con el café favorito de los costarricenses. Disfrutá su sabor y de cada momento y encuentra deliciosas y variadas recetas que puedes preparar fácilmente en www.cafe1820.com

 

Café 1820 te acompaña siempre.

Menú